Traductor

 

domingo, 12 de octubre de 2008

Mi visión de los nodos dentro de una red


Los nodos, humanos o artificiales, pese a que no están sujetos a reglas ni protocolos de actuación predeterminados por las redes, generalmente están distribuidos en zonas concéntricas. Estas zonas están definidas por nivel de conocimientos, siendo más accesibles los nodos de las zonas externas que los de las internas.
El núcleo, queda envuelto por una serie de nodos que intentan acceder ya sea para aprender, aportar o refutar las ideas y que a la vez lo protegen del exterior. Su debilidad o fortaleza no depende de su ubicación sino de su rendimiento ante la necesidad de otro nodo.



Dentro del contexto, los nodos se comportan siguiendo reglas de comportamiento básicas que proceden del externas a la red. A nivel grupal mantienen un comportamiento emergente en el que cada uno ocupa su lugar, manteniéndose en él y siendo muy díficil -aunque no imposible- que puedan penetrar hasta las capas interiores en las que los nodos han blindado una parte esencial de sus conocimientos, ofreciendo una cierta resistencia -consciente o inconsciente- a los recién llegados.